Agenda anticapitalista

Las mujeres gitanas y la educación

05/12/2013

Jelen Amador López

colegio

Algunos de los últimos acontecimientos relacionados con la comunidad gitana se han convertido en noticia y la han puesto en el punto de mira. Entre ellos la reciente detención y expulsión en Francia de una niña gitana, Leonarda Dibrani, durante una excursión escolar. Que hoy en día se den este tipo de casos me mueve a reflexionar y a cuestionar muchas cosas.

La mujer gitana es objeto de una triple discriminación que obedece al hecho de ser mujer, de pertenecer a una minoría étnica y a no tener, en la mayoría de casos, estudios superiores. Partiendo de esta realidad abordaré cuáles son sus demandas, su lucha y sus conquistas.

En este sentido, las investigaciones reconocen la importancia del papel que la mujer gitana está desempeñando en la defensa de la igualdad, en la promoción de la educación y en la transmisión de su cultura, entre otros logros. No obstante, esta minoría étnica registra tasas de abandono escolar superiores a la media estatal en todos los países europeos; la deserción es superior en el caso de las niñas, sin embargo cuando éstas continúan sus estudios alcanzan mejores resultados. A nivel estatal menos del 1% de la comunidad gitana accede a la universidad. Es evidente que de este contexto se derivan numerosas desigualdades que se traduce en menos oportunidades.

¿Pero qué motivos se esconden detrás de estos datos? A menudo se responsabiliza exclusivamente a la comunidad gitana. Sin embargo, investigaciones denuncian a nivel europeo las prácticas discriminatorias y la segregación que padece el pueblo gitano en el ámbito educativo. Por otro lado, la invisibilidad de la cultura gitana en las aulas de una escuela diseñada de acuerdo con la cultura mayoritaria desencadena una falta de representación. Como consecuencia puede plantearse una disyuntiva entre continuar estudiando o mantener la propia identidad.

A pesar de esta realidad, cada vez somos más las y los jóvenes gitanos que estamos demostrando que finalizar los estudios universitarios no es incompatible con el mantenimiento de nuestra identidad gitana. Como decía la tía Emilia Clavería “neixes gitana, però quan estudies ets doblement gitana, perquè ho ets i perquè amb el teu títol pots defensar encara més la teva cultura”.

En la misma tónica las mujeres gitanas son conscientes de que la educación es la principal herramienta para superar la exclusión de nuestro pueblo. Por este motivo cada vez son más las que participan en asociaciones y las que se reúnen para reivindicar una educación de calidad.

Exigimos que no se adapten los contenidos cuando se trata de alumnado gitano, reclamamos una educación de máximos para así alcanzar la igualdad. Asimismo solicitamos que se visibilice nuestra cultura en las aulas para sentir que la escuela también es gitana. La igualdad de diferencias se convierte por lo tanto en un requisito indispensable para lograr el éxito escolar y combatir las tendencias homogeneizadoras.

Formulario de suscripción

Rellena este formulario si quieres suscribirte a alguna de nuestras publicaciones.

Periódico En Lucha y revista La Hiedra - 25€ / año
Periódico En Lucha - 15€ / año
Revista La Hiedra - 12€ / año

×